lunes, enero 17, 2022

Hamilton y Verstappen llegan empate a la última carrera del campeonato

Hay que sintonizar la Fórmula Uno.

Después de 21 carreras, la lucha por el título está empatada rumbo a la prueba decisiva este domingo en Abu Dabi. Por primera vez desde 1974, los líderes del campeonato llegan igualados en puntos para el último mano a mano entre Lewis Hamilton y Max Verstappen.

El primer piloto en cruzar la meta será coronado campeón.

Un título de Hamilton le permitirá quedar con una cifra récord de ocho, rompiendo el empate con el legendario Michael Schumacher. Una victoria de Verstappen le dará su primer título, un logro consagratorio que su padre y guía, Jos, nunca alcanzó en su propia trayectoria como piloto, la cual incluyó una etapa como compañero de Schumacher.

Los productores de ‘Drive to Survive’, la serie documental de Netflix que ha fomentado la popularidad global de la F1 en los últimos años, deben estar relamiéndose con el acto final de su guión. Muy pocos se aventuraron a pronosticar un cierre tan apasionante para esta sensacional temporada.

Hamilton y Verstappen no se han dado tregua en las pistas durante todo el año. Sus escuderías se han enfrascado en dimes y diretes sobre casi todo. Hasta dos veces en la temporada, ambos pilotos provocaron choques que averiaron el monoplaza del adversario.

Red Bull acusó a Hamilton de una “maniobra temeraria” y “manejo peligroso” cuando un impacto en Silverstone hizo que Verstappen fuera trasladado al hospital para ser evaluado. Los dos salieron ilesos, cuatro carreras después, en un choque en Monza, con el monoplazado encaramándose encima del Mercedes de Hamilton.

La novena victoria de Verstappen el mes pasado en Ciudad de México le dejó con una ventaja de 19 puntos al tope de la clasificación de pilotos, con todo a su favor.

Hamilton, ganador de los últimos cuatro campeonatos, respondió hilvanando tres victorias para igualar a Verstappen al cabo de la primera edición del Gran Premio de Arabia Saudita el domingo.

La primera incursión de la F1 a Arabia Saudita deparó una comedia de errores e indecisiones. Incluyó tres largadas por apenas cuarta vez en la historia de la F1, dos banderas rojas y el ingreso del auto de seguridad en múltiples ocasiones. Cinco pilotos abandonaron por choques. En una medida poco usual, Red Bull recibió el beneficio de negociar una penalización contra Verstappen. Toto Wolff se desesperó tanto que azotó sus audífonos. Hamilton embistió la parte trasera de su rival y acabó ganando la carrera.

Hamilton tildó a Verstappen de “loco”, añadiendo una frase vulgar, por la rado del equipo. Verstappen cerró la boca cuando le pidieron que fuera a fondo con sus críticas a los comisarios de la carrera.

“No quiero desperdiciar mucho tiempo al respecto porque no quiero generar titulares”, dijo el neerlandés. “Ellos (los comisarios) no se lo merecen”.

Son dos pilotos muy distintos dentro y fuera de la pista.

Hay que sintonizar la Fórmula Uno.

- Advertisement -spot_img
Últimas noticias
- Advertisement -spot_img
Noticias relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: